Los gatos pueden comer salmón

¿Los gatos pueden comer salmón? ¿Es seguro para ellos?

¿Pueden los gatos comer salmón? Tal vez haya tenido este pensamiento si su gato le ruega que lo pruebe mientras prepara el salmón como parte de su cena. Si los humanos pueden comer salmón, ¿es seguro que los gatos también lo coman?

La respuesta breve es que sí, los gatos pueden comer salmón. De hecho, alimentar a un gato con salmón tiene una serie de beneficios para su salud; sin embargo, hay que asegurarse de controlar la cantidad que se le sirve y cómo se prepara el pescado.

Como siempre, debe consultar primero a su veterinario habitual y compartir cualquier alimento humano con su felino residente, incluido el salmón. Esto es lo que debes saber sobre el salmón y los gatos.

¿Por qué el salmón es bueno para los gatos?

El salmón se considera generalmente un pescado saludable para los humanos, y también confiere una serie de beneficios para la salud de los gatos. Es una excelente fuente de ácidos grasos omega-3 y aporta una buena cantidad de proteínas.

Los ácidos grasos Omega 3 pueden tener un impacto positivo en el estado del pelaje y la piel de su gatito, y también pueden tener un efecto antiinflamatorio útil.

Continúa leyendo: ¿Pueden los gatos comer semillas de chía?

¿Cómo puedo alimentar a mi gato con salmón de forma segura?

Los gatos son carnívoros obligados, lo que significa que la mayor parte de su dieta debe proceder de las proteínas. Sin embargo, el salmón no es realmente adecuado para constituir la mayor parte de la dieta de un felino. Una de las razones es que se ha demostrado que en algunos casos los gatos pueden volverse adictos al salmón y pueden evitar comer otros alimentos.

La forma más segura de servir salmón a un gato es como golosina. Cocine siempre el pescado sin aceite, sal o especias adicionales. Escalfar el salmón puede ser una buena manera de prepararlo con seguridad para su felino. Además, deja que el salmón se enfríe a temperatura ambiente antes de dárselo a tu gatito.

Por último, aunque es posible que su gato no sufra demasiados efectos nocivos si come a escondidas un pequeño trozo de salmón ahumado o de salmón de zorro, tenga en cuenta que el salmón salado suele contener altos niveles de sodio. Lo mismo ocurre con el salmón en conserva.

Podría interesarte: ¿Los gatos pueden comer melocotones?

Por lo tanto, simplemente sirva al gato salmón cocido al natural o considere la posibilidad de pedir unas cuantas bolsas de salmón deshidratado de las que pueda prescindir como un cómodo capricho.

¿Tu gato ha disfrutado alguna vez comiendo salmón? ¿Cómo evitar que su amante felino se enganche a este pez?

¿Sigues con dudas? Pues consulta los mejores veterinarios en Sabadell

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba